Orlando Valdés

Publicaciones sobre el sistema eléctrico paraguayo.

¡Aña Cua! Negociado y entrega de soberanía.

3 minutos de lectura
Una pregunta recurrente es ¿Por qué tanto interes en transformar Yacyreta en un Frankenstein hidroelectrico?

(*) Ing. Orlando Valdés.

Una pregunta recurrente es ¿Por qué tanto interes en transformar Yacyreta en un Frankenstein hidroelectrico?

A seguir trataremos de explicar, en base a documentos que disponemos, las «razones» que impulsan esta intención, para beneficio de unos pocos corruptos binacionales.

Comenzamos diciendo que para justificar una nueva central en el Brazo Aña, la EBY  refloto una antigua Resolución del Consejo de Administración, la Nro. 1000 del año 2000.

La resolucion del Consejo de Administracion de la EBY esta basada en la orden emitida, totalmente fuera de lugar, por el Ministerio de Infraestructura y Viviendas.

La Resolucion Nro. M.I. yV. 0248/2000 fue publicada en el Boletín Oficial n° 29.476.

Este documento interno del gobierno argentino, instrumenta, procedimientos administrativos y financieros violatorios al Tratado de Yacyreta. Determina las formas de finaciamiento y posterior explotacion de la innecesaria central Aña Cua.

Para aplicar lo establecido en la Resolución del Ministerio de Infraestructura y Viviendas Nro. M.I. yV. 0248/2000/2000 ,   la EBY elabora la  Resolución del Consejo de Administración RCA No 1049/2000, firmada el 3 de noviembre de 2000. Esta resolucion no fue divulgada hasta la fecha.

Algunas de las disposiciones que permiten las violaciones lo citamos a seguir:

El Ministerio de  Infraestructura y Vivienda (M.I. y V) informa que no usara la potencia y energía generada en la nueva central.

El tiempo que no lo usara es el  necesario para el pago de la deuda contraida para el pago de la obra innecesaria del Aña Cua.

El atrevimiento es tanto por que cancela los efectos del Artículo XIV del Tratado .

Este articulo determina que los «servicios de electricidad de Yacyreta es realizado por A. y EE. y por ANDE».

La Resolución RCA No 1049/2000 adjudica esta potestad a un «Consorcio Comercializador Argentino Paraguayo«

«Este sera designado por el Contratista adjudicatario de la licitación».

Continúa estableciendo que el pago de la deuda por la construccion se realizara a través de una operación de credito .

Y que esta sera abonada con la energía generada por la nueva central del Brazo Aña Cua.

Indica que el contratista adjudicatario de la Licitación para la construccion de la obra, recibira su pago mediante la venta de la energia producida por la nueva central.

Esta venta queda a cargo del consorcio comercializador argentino/paraguayo a ser conformado por la Contratista.

Determina, siempre en abierta violación  lo establecido en el Tratado y sus documentos complementarios,  que no corresponde la aplicación de la compensación por cesión de energía sobre lo producido por la nueva central, durante el período de pago de la misma.

El motivo esgrimido, mediante un ingenioso juego de palabras, es que  no existe adquisición de energía de una Alta Parte a la otra, y que la operación de crédito necesaria para la financiación de las obras se realiza en la otra (?).

 Finalmente expresa que la operación de crédito necesaria para la financiación de las obras se realiza en beneficio de ambos países.

Todas estas disposiciones, fuera de lo establecido en el Tratado de Yacyreta, están ajustadas para que los mentores de la innecesaria central Aña Cua lucren con su explotación.

Lo cual confirma el manejo corrupto y discrecional de la obra que de cualquier manera se intenta construir.

Desde luego, todo esto  con la aprobación y acompañamiento de nuestros “dignos representantes  paraguayos “ en el monumento a la corrupción.

El escenario para la apropiación se completa con lo orden emanada via Resolución del Ministerio de Infraestructura y Viviendas Nro. M.I. yV. 0248/2000.

Esta ordena a la EBY  la  siguiente barbaridad;

«Que instrumente el mecanismo de pago de la operación de crédito dispuesta mediante un mandato irrevocable a ser otorgado conjuntamente por el Ministerio de Infraestructura y Vivienda (MIyV), Emprendimientos Binacionales Sociedad Anónima (EBISA) y la Administración Nacional de Electricidad (ANDE) a favor del Consorcio Comercializador Argentino Paraguayo designado por el Contratista adjudicatario de la licitación, con el expreso mandato de pagar la obra con la energía cedida, de la que podrá disponer libremente»

Recordemos que la Resolución Nº 1.000/2.000 del Consejo de administración es muy antigua.

Sus firmantes ya están alejados de la binacional.

Los actuales creen que por esta razon estan protegidos de los actos que hoy están realizando.

Increiblemente las fuerzas vivas de nuestra nación, especialmente la ciudadanía honesta, no ha tomado conciencia de la gravedad de lo que se está gestando con la innecesaria obra en Aña Cua.

Un brutal negociado para beneficio de los corruptos binacionales que integran el monumento a la corrupcion.

La actual coyuntura que impide la movilizacion ciudadana está siendo muy bien aprovechada por los empleados infieles de la binacional.

Continuan realizando lo imposible para concretar un paso más en el proceso de convertir a Yacyreta en un monstruo hidroelectrico.

La ciudadanía debe estar atenta al desenlace y a la identificación de los responsables de estos hechos.

En su debido momento  los responsables deberan ser enjuiciados conforme lo establecen las leyes de la república. Estos delitos no prescriben.

(*) Encargado Unidad Técnica de Enlace y Coordinación del Consejo de Administración de Yacyreta/MD.

Asunción, 30 de septiembre de 2020.

Publicado en ABC Color el domingo 4 de octubre de 2020.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *